miércoles , 13 marzo 2019

Home » Número 102 » Editorial 102

Editorial 102

Categoría: Número 102 Deja un comentario A+ / A-

Trump, ha venido actuando con la línea trazada en su campaña y no ha tardado en tener conflictos con muchos actores sociales, políticos y empresariales de los Estados Unidos y encontronazos con sus aliados históricos como Australia, Alemania o México. Sin embargo, no hay que olvidar que perdió en el voto popular, Hillary Clinton le ganó por casi 3 millones de votos, pero la regla en ese país desde su fundación es que cuentan los votos electorales y no el voto popular.

El problema es que también los republicanos han ganado ambas cámaras. Sin embargo, en Estados Unidos aun cuando tengan las dos cámaras, Trump tiene opositores abiertos de su propio partido, principalmente en el Senado y no acompañaran sus hipotéticas locuras.

Ahora bien, en relación al TLCAN, que por otra parte es necesario revisar, y se requiere su actualización. Trump dice que lo quiere finiquitar. Sin embargo, no conviene a las empresas globales de los Estados Unidos, que son las que mayor desconcentración productiva tienen en el mundo y en México.

En un sentido más amplio podemos decir que en México, en un primer momento, los estados más afectados serían los más conectados con los Estados Unidos y los que forman parte de las cadenas globales de valor como es la parte norte y centro del país, y no las entidades pobres, de entrada, pero a la larga sería fatal, ya que viven del recurso público y de las remesas, tal es el caso de Guerrero, Oaxaca y Chiapas.

Ante este panorama, la principal oposición a estas políticas de imposición de trabas a la importación no viene del gobierno mexicano, si no de las empresas globales de Estados Unidos que están participando dentro del proceso de desconcentración productiva, que tienen inversiones en todo el mundo y han corrido su cadena productiva en todo el orbe; ellas son quienes realizan el mayor comercio entre México y Estados Unidos, es decir una industria holding, porque hoy la mayor parte de los que se produce y se comercia en el mundo es bajo cadenas globales de valor.

El caso del sector agropecuario es diferente, porque muchas veces o en su mayoría se envía al extranjero desde la producción primaria, pero no en todo. Y en este sentido, los principales perjudicados serían las empresas norteamericanas que operan en nuestro país, ya que son ellos los que comandan estas empresas, por lo que no es fácil, más si consideramos que ningún mercado sustituiría al de Estados Unidos en el corto plazo.

En conclusión, la principal oposición para lo que pretende este Presidente, vendrá de las grandes empresas de los Estados Unidos porque son ellos quienes tienen mucho que perder.

Editorial 102 Reviewed by on . Trump, ha venido actuando con la línea trazada en su campaña y no ha tardado en tener conflictos con muchos actores sociales, políticos y empresariales de los E Trump, ha venido actuando con la línea trazada en su campaña y no ha tardado en tener conflictos con muchos actores sociales, políticos y empresariales de los E Rating: 0

Artículos de interes

Deja tu comentario

scroll to top